¿Qué te parece? ¿No crees que es un buen diseño? Cumple con su función principal, es movible y además bonita. Como es un modelo aparentemente simple su belleza dependerá mucho de los materiales que tengas a tu disposición. Es verdad que en Norte América la oferta de materiales es mayor, pero yo creo que aquí somos tan manitas que también conseguimos muy buenos resultados.
La aplicación de este tipo de “suples” se puede evitar dependiendo de cómo se ha planteado el diseño de la cocina desde un principio. Por ejemplo, cuando diseñamos una cocina, la ubicación del refrigerador o un comedor de diario nos pueden ayudar a evitar estas piezas de ajuste, siendo el espacio destinado para el refrigerador o mesa el que asuma esos 5cm o 10cm de diferencia. En este sentido en vez de destinar 70cm cerrados para un refrigerador, dejamos 75cm.
El cáculo y organización del tiempo de trabajo es otro punto a tener muy en cuenta. Nos ayudará a terminar en un tiempo razonable nuestros proyectos, antes de que nos desanimemos y los dejemos de lado... Además, cuando las cosas no salen como uno se espera o tenemos que repetir procesos, nos podemos impacientar y despistarnos, lo que puede derivar en accidentes de trabajo. Ten mucho cuidado, este trabajo es muy peligroso. A lo largo de mi vida laboral he visto todo tipo de accidentes, y en una ocasión yo mismo me corté la mano con una sierra de mesa mientras realizaba un trabajo muy repetitivo y debido a un despiste. Como en el resto de oficios y en la vida cotidiana, el mayor amigo de los accidentes es la rutina y no prestar la atención necesaria.

Ahora que tenemos el asunto de la seguiridad solucionado y los planos en la mano, por dónde debemos empezar la construcción? Bueno, creo que primero deberías familiarizarte con los planos y con el proyecto,. Esto puede llevar unos días de meditación. Deberías visualizar mentalemente el proyectos, por dónde empezar, qué herramientas serán necesarias y qué piezas cortar y ensamblar primero. Normalmente podrás guiarte por mis vídeos, aunque puede que encuentres otros métodos que se adapten mejor a tu forma de trabajar o a tus herramientas.


Licenciado en filosofía y fotógrafo profesional. Se interesa por el estudio de los nuevos movimientos sociales, en especial el movimiento ecologista. Es un apasionado del decrecimiento. Lucha por la defensa de los recursos del planeta, la justicia social, la soberanía alimentaria y la simplicidad voluntaria. Practica hockey sobre patines. Ama la naturaleza y los animales.


En 1 triángulo, que será la matriz de los calados, hay que medir el eje o centro de la hipotenusa, que es el lado más largo y que está opuesto al ángulo recto. En este caso el eje es 27 cm. Desde ese punto trazar 2 líneas hacia los catetos, que son los lados menores y que conforman el ángulo recto. Estas 2 líneas llegarán también al centro de los catetos, formando un cuadrado al interior del triángulo. Medir 6,5 mm a cualquier lado de estas líneas, y hacer una segunda marca. El largo de cada calado tiene que ser 10,5 cm y parte desde la hipotenusa
En algunos comentarios a mi me dicen maestro y tengo que decir que me lo tomo con humor, ya que yo de maestro carpintero no tengo nada. Yo diría que lo mio es el bricolaje de la madera. Soy bastante apañado, eso si. Sobre todo con mis herramientas eléctricas. E intento mostrar mis trucos y cómo hago algunos proyectos, buscando mejorar nuestros pequeños talleres para intentar maximizar las posibilidades de nuestras pequeñas máquinas. Y con la intención de animar a quien ve mi vídeos y lee mi blog a seguir con esta afición. Pero quien busque en mi a quien le enseñe la profesión de carpintero está en el sitio equivocado. Estoy totalmente de acuerdo contigo en que si quieres aprender realmente la profesión de carpintero debes buscarte una escuela donde recibir las clases de teoría y prácticas necesarias. Si uno se conforma con hacer algunos proyectos en su taller casero siempre está bien echar un ojo a los trucos y proyectos que otros cuelgan en internet, aunque eso también puede suponer riesgos y frustraciones. Contra eso sentido común, paciencia y recapacitar sobre cuales deben ser las fuentes de conocimiento a las que se acude.
×