Después habrá que crear el soporte, que puede ser para colgarlo o para mantenerlo en pie. Para ello, debes doblar el alambre que teníamos en los materiales en la forma que ves en la imagen superior para poder colocarlo sobre una superficie lisa. En el caso de que prefieras colgarlo, te bastará con que hagas un agujero en la parte superior para luego colocarlo en un cuelgafácil en la pared. ¿A qué ha sido fácil el proceso de personalizar este marco de fotos? ¿Te animas a ponerlo en práctica?
La gran ventaja de hacer tus propias herramientas es el conocimiento que adquieres sobre cómo funciona la propia herramienta, y los conocimientos que adquieres en carpintería general. Seguramente al terminarla cambiarías cosas, esto siempre pasa, pero esto es lo bueno de hacer tus propios proyectos! Además, como tú eres el autor te será muy fácil llevar el mantenimiento y arreglar futuras averías. Después de años de uso de tus herramientas caseras puede que te interese volver a fabricar alguna de ellas, ese será el momento de poner en práctica tus nuevos conocimientos adquiridos y aplicar las mejoras.
Tired of waiting for finish to dry on one side before finishing the other side? You can purchase standoffs, but it’s also really easy to make them yourself. Simply drive 2-in. drywall screws through 2-in. x 2-in. squares of 3/4-in. thick stock. The screw points will leave a divot in the finish that can be touched up later, but I always let the back side of my project rest on the screws while the finish dries. — Matt Boley. Plus: Check out these 32 other handy hints for frugal shop rats.
Como éste material puede utilizarse para construir desde las piezas estructurales hasta elementos decorativos, es perfecto para ingeniarse diseños mixtos donde dos o más usos se combinen en una sola pieza de mobiliario. Para el estudio u oficina de la casa, ¿Qué te parece un escritorio combinado con repisas y gavetas? Una solución práctica, con estilo y a la medida.
Yo creo que cuando se busca información en internet hay que saber para qué se busca, qué se busca y con qué se encontró uno en esa búsqueda. Mi impresión después de años de afición a la carpintería es que en España (desconozco como está el tema en otros países hispanohablantes) la cultura de trabajo de la madera se ha perdido en un breve periodo de tiempo. Conozco bastante gente que me cuenta que su padre o su abuelo era carpintero y sin embargo ese conocimiento no se ha transmitido y se ha perdido. Últimamente con esto del auge del bricolaje de la madera es mucha la gente que se interesa por aprender, pero en muchos casos se empieza de cero. Y ese es el problema. Si eres aún un chaval te haces por ejemplo un FP (formación profesional) o acudes a una escuela de carpintería y aprendes bien el oficio, pero cuando se tiene una edad mucha gente ya no piensa mucho en recibir clases ni les apetece ir y tira de experimentación, de internet y de algún amigo que le enseñe cuatro cosas. Y no lo veo tan mal, a veces hay que experimentar o ver lo que otros muestran en internet para ver qué posibilidades tiene esta afición y ver hasta donde se puede llegar, ya que a nadie nos gusta hacer grandes inversiones en una afición en la que no sabemos a donde vamos a llegar. Tengo que decir que mi camino ha sido el de la experimentación en mi taller y el de ver vídeos en internet. He ido adquiriendo práctica y algún conocimiento y veo que puedo obtener resultados bastante buenos con lo que dispongo. Siendo consciente de mis limitaciones ahora es donde siento que me gustaría recibir clases con un carpintero profesional o en una escuela de carpintería que me enseñen los conocimientos y las técnicas en condiciones, pero en este momento no me lo puedo permitir y tampoco aquí tengo acceso a esas clases en persona.
×